ENTREVISTA A ALEJANDRO GARCÍA “PAJARITO”

Fotografía de Héctor Sastre

Buenos días, esta semana tenemos el gran orgullo de poder contar con una gran leyenda del mundo del corte. Esta con nosotros Alejandro García “Pajarito” de Medina de Rioseco. Muchísimas gracias por estar con nosotros hoy.

Muchísimas gracias a vosotros por acordaros de mí para esta entrevista.

Aunque a día de hoy estas retirado, te has mantenido 13 temporadas en la élite de este mundillo. ¿Qué tiene para ti el mundo del recorte para que te haya mantenido atraído durante tanto tiempo?

El que me ha mantenido todos estos años ahí es el toro, por todo lo que te aporta en cuanto a sensaciones; te hace sentir bien y vivo. Ese miedo y esa adrenalina, las ganas de superación, la responsabilidad, eso te engancha de tal manera que al final lo necesitas y eso es lo que te hace que disfrutes de ello. Al fin y al cabo es lo que hace que te mantengas ahí todos esos años.

Tras haber estado tantos años, tantas temporadas, tantos concursos en la élite de este mundillo, imagino que tuvo que ser duro tomar la decisión de retirarte. ¿Qué fue lo que se te pasó a ti por la cabeza para tomar esa decisión?

Lo que más me empujó a dejar los concursos de cortes fue el no poder ser profesional con una garantía sanitaria y una cotización profesional en un régimen de trabajadores. Lo cual me hacía pensar que si en esas condiciones podría yo tener un futuro en cuanto a mantener mi familia y mi casa.

Yo en mi última temporada ya estaba esperando a mi primer hijo por lo que esa situación me estaba empezando a pesar en cuanto a que si estas en condiciones o no. Y si tras lo que se avecinaba sería capaz de dar el 100% de mí en la plaza a jugarme la vida cada tarde. Por ello, como profesional que yo me sentía, decidí dejar de concursar porque no quería defraudarme a mí ni a nadie.

Sé que esta pregunta es un poco difícil pero estoy segura de que sabrás cómo responderla. Es evidente que el mundo del toro es muy enriquecedor a nivel de valores, experiencias, amistades… aunque como ya sabemos no todo es de color rosa, y a veces toca sufrir la cara más amarga del toro. ¿Cómo definirías tú el sentido que ha tenido el toro en tu vida?

El mundo del toro para mí ha sido y es a día de hoy una manera de sentir y de actuar todos los días de mi vida. En él se ha forjado parte de cómo soy yo y cómo actuó, de cuáles son mis aficiones y de quiénes son las personas con las comparto más tiempo en mis ratos libres. El toro nos da una seña de identidad, unas sensaciones como son el miedo, la superación, el dolor, la satisfacción, la verdad, el fracaso, la gloria y muchas otras cosas que a mí me hacen ser quien soy hoy. Yo sigo soñando muchas noches que estoy en frente de un toro bien sea cortando, toreando o a lomos de mis caballos, disfruto de una capea, una corrida de toros, un encierro o un tentadero con mi familia y amigos creo que el toro es un 90% de mí.
La cara amarga del toro yo personalmente me la tomaba como una lección más de este mundo porque las cornadas o malos momentos también aportan para afrontar otras situaciones en un futuro.

Durante toda tu trayectoria has mantenido un nivel más o menos constante que te ha ayudado a alcanzar tus triunfos. Si tuvieras que establecer un lema para definir tu trayectoria, ¿cuál elegirías?

No sé si hay un lema para una trayectoria pero yo lo definiría como ilusión, superación y afición.
Creo que con estas tres cosas puedes cumplir gran parte de las cosas que te propongas.

Es más que evidente que estas considerado como una gran figura del corte puro junto con Víctor Holgado. ¿Cómo definirías tu estilo?

Lo primero gracias por considerarme figura de este mundo tan bonito que es torear a cuerpo limpio. Yo mi estilo o manera de hacer las cosas siempre fueron: intentar citar al toro siempre de parado él y yo, y a medida que conseguía que el toro se arrancase a mí, intentaba templar la embestida para poder pararme antes de que el toro llegase a mí, si podía ser a dos metros mejor que a uno y así fijarlo mucho en mí para poder vaciar la embestida con mis riñones. Eso en muchas ocasiones creaba emoción porque me lo quitaba de encima en el último segundo.

Yo no he entrado nunca a valorarme si mi corte es puro o más tremendista simplemente cortaba como lo sentía.

Que bonitas estas palabras que dices. Es imposible no emocionarse. Si nos adentramos un poco en lo sentimental, en un concurso se respiran muchos valores como atrevimiento, pureza, sinceridad, calma. En tu caso, ¿cuáles crees que son los valores que tú aportas en la arena?

Creo que yo no soy quién para decir lo que yo aporto o creo que aporto. Serían mis compañeros o esas personas que acuden a la plaza cada tarde pero si tuviera que decantarme por lo que yo quería aportar al espectador es: pasión, verdad y entrega. No sé si la gente lo ha percibido así en alguna ocasión.

Para conseguir llegar donde has llegado, yo creo que es necesario mantener la ilusión inicial, las ganas de estar al nivel y sobre todo la magia que se transmite a la afición. ¿Consideras que a día de hoy sigues conservando esos tres factores?

Creo que a día de hoy tengo tantas ganas e ilusión como la primera vez que pisé una plaza de toros o más. La magia estaría por verse, es más todos los años en las fiestas de San Juan, la Asociación Taurina Riosecana organiza un espectáculo benéfico y cada año preparamos un número de toreo cómico para los niños y público en general y no veas que ilusión me hace ver cómo la gente disfruta con ello y encima poder ayudar a personas que lo necesitan. Así que puedo asegurar que sí, el espectáculo del toro me sigue teniendo atrapado.

Ahora que lo mencionas, la afición juega un papel muy importante en esto. De todas las veces en las que la afición te ha halagado y vitoreado por tu actuación. Si tuvieras que quedarte con una tarde en la que el papel de la afición fuese muy bueno, ¿cuál sería?

Uffff es difícil quedarse con una tarde. Casi me tendría que decantar por tres tardes por lo que significaron para mi. La despedida de mi localidad, la final en Valladolid con Víctor Holgado y mi último concurso en Zaragoza. Todas ellas en mi última temporada, la gente me hizo sentir que ellos también se emocionaron por mí y eso no soy capaz a día de hoy de explicar lo que sentí.

Para todo cortador el coso del Paseo Zorrilla es muy especial. Tú has tenido la oportunidad de pisarlo numerosas veces alzándote campeón dos de ellas. ¿Como vivías tú la noche y los momentos previos a salir en la plaza de Valladolid?

El coso de Zorrilla es a día de hoy el coso por excelencia en cuanto a corte puro se refiere y un referente para cualquier cortador. Cabe decir que para mí es la plaza de mi ciudad, de mi tierra. Yo lo pasaba fatal, la responsabilidad y lo que quería hacer cada tarde que pisaba la plaza de toros me hacían casi no dormir e incluso hasta me cambiaba el carácter. Ratos antes de salir me entraban hasta náuseas y un sudor frío que me hacía estar como agarrotado. Creo que en ocasiones llegué a sentir miedo.

Para un cortador esas tardes sabías que la moneda en algún momento la tirarías al aire y podía salir cara o cruz. Al final un triunfo en Valladolid podía ser un día de esos que el tributo de sangre está cerca de ti, son días de mucha responsabilidad.

Es increíble lo que transmites cuando hablas…muchos sentimientos verdaderos y responsables y a la vez de añoranza. Como bien decíamos antes eres toda una figura del corte puro. Personalmente, ¿qué valores o que actuaciones crees tu que te han llevado a ser tan valorado por esta exigente afición?

Creo que mi entrega y constancia y que siempre fui sincero y nunca trate de engañar a ningún compañero ni al público. Puede que eso o eso es lo que yo pienso o quiero pensar.

Imagino que a día de hoy seguirás teniendo relación con el mundo del toro y que de vez en cuando te picará el gusanillo. ¿Te planteas volver a ser el protagonista y verte de nuevo cara a cara con un toro en un concurso como leyenda?

Lo cierto es que siempre lo tienes presente y el que diga lo contrario miente. El que ha estado ahí siempre le pica el gusanillo y a mí también. Pero me pesan más mis responsabilidades como padre de familia y mi trabajo que hacer concursos de leyendas. Creo que cuando uno toma una decisión tiene que apechugar con ella. Pero bueno nunca puedes decir de este agua no beberé pero la intención es no hacer ninguno o si lo hiciera tendría que ser una cosa muy especial.

Aquí me gustaría hacerte una pregunta que me inquieta sobremanera. ¿Qué crees tu que se valora a día de hoy en la ejecución de un corte?

Bueno es una cosa de la que no me gusta opinar. Pero creo que a día hoy se puntúa más la espectacularidad que otras cosas, no sé si es mejor o peor pero esto solo es mi opinión.
Lo que sí quiero puntualizar es una cosa: que el que gana un día y al otro también es por algo, aquí nadie te regala nada.

Como ya comentábamos antes es un mundillo muy enriquecedor y normalmente se forjan muchas y muy buenas amistades. Si tuvieras que quedarte con la mejor persona que te ha dado este mundillo, ¿cuál sería y por qué?

Estas preguntas no se hacen jajaja. Bien sabido es por todos que Víctor Holgado es una persona muy importante para mí y no puedo pasar esta pregunta sin mencionarlo por todo lo que hemos vivido y seguimos viviendo. Pero la persona más importante es Henar, mi mujer, que tuve la suerte de conocerla por este mundo y a día de hoy me aporta lo que necesito aparte de mis dos hijos maravillosos.

En tus palabras se ve que estas realmente enamorado del toro, pero no me extraña porque es realmente un animal espectacular. Algo que juega un papel muy importante cada vez que te pones delante de un toro, es saber entender al animal. ¿Cómo ha sido el proceso que tú has realizado para poder llegar a entender a cada toro?

Bueno hay toros que no los he entendido y no he estado bien con ellos. Pero creo que lo más importante es prestarles atención en todo momento, lo que hacen desde que salen de chiqueros, verles como galopan, si meten la cara al rematar, si son prontos, si tienen fijeza o no, si ven bien y esas cosas. Así es más fácil entenderlos porque serán más previsibles sus reacciones cuando te pongas delante.

Aquí toca poner fin a esta bonita e interesante entrevista. Ojalá podamos verte pronto en un concurso de leyendas y volver a disfrutar de una gran figura de este mundillo. Gracias por la buena disposición, la cercanía y la sinceridad.

Pues daros las gracias a vosotros por acordaros de mí después de tanto tiempo y por hacerme disfrutar de un rato agradable con esta entrevista. Gracias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s